Animal cautivo

Hay que asumir que se es un animal, cautivo, entre los límites poco claros del espacio cibernético, universal, dudosamente real. Soy un animal... sólo tengo esa certeza y no me queda otra alternativa que escribir poesía para humanizarme. Tal vez debo decir solamente Escribir. Sé que no es la mejor manera para instalarse en un blog dispuesta a cazar espíritus. Pero tengo un hambre de pasión metafísica que convierte en Dios todo lo que toco.

lunes, diciembre 26, 2005

Identidad






















Identidad

Un inquietante cruce de sol y sombras la azotó esa mañana
Al descubrir que entre sus recientes escamas
Se había fosilizado una caracola
Aparentemente la joya marina tenia un millón de años
Pero a nadie le preocupó
Era demasiado antigua para ser recordada
Demasiado natural para erigirle un altar
En la memoria común lo importante ahora
Era cómo demostrar que el lugar
El mar ese mar donde había dormido
Durante su última noche
Era un mar del principio de la vida
Y la formación de la tierra
Se detuvo entre el humo y la luz artificial
Y recuperó el aliento
El vidrio que simulaba ser una cúpula sobre su cabeza
Dejaba ver los pies de los transeúntes que cruzaban la tierra
Como alfiles sonámbulos
En medio de esa nube hipnótica
Un portal lleno de notas se abría entre las galerías
Y escaleras del infierno urbano
Se vive intensamente a pesar de todo
Se recuerda a los muertos que improvisaron bajo la lluvia
O cerraron los ojos en la estación del metro al final
El absurdo es un alud de viento que trae sonidos gastados
De vigencia y ecos ecos ecos
Que preguntan si tiene sentido mirar hacia atrás
Si no es mejor salir a buscar algo que no está en esta casa
En ninguna casa de la historia confusa y maquillada
Ha ocurrido demasiado tiempo dicen
Y el pasado es lento para prestarle oídos
Hay que levantarse y salir a tirar monedas
A recoger monedas
A escapar del recuerdo de las ciudades celestes
De los peligrosos arquetipos rodando agotados de tragedias
Sobre la arena movediza o el telón sin fin
Donde actúan personajes que desaparecen al cortar la luz
Entonces otra vez todo es desfile y trajes de gala acribillados
Sin embargo hay mañanas en las que abro las cortinas
Y siento que puedo cambiar el curso del planeta
La historia universal siento que puedo alargar la vida
Resucitar a los enfermos
Que puedo hacer estallar mi corazón y ponerle sangre a las estrellas
Porque el despertar de la terrible muerte es un alud de cielo
Que me lleva sin miedo dando vueltas de campana
Tras el despertar de la luz por las fisuras del tiempo
Con las caracolas extinguidas
Saludando a la corte de dioses y fósiles milenarios
Errando por la vida infinita

2 Voces dicen:

Blogger mentecato Dice...

Este es el único comentario a destiempo. Cuánto es mi deleite caminar por este bellísimo paraíso...

domingo, octubre 25, 2009 5:04:00 p. m.  
Blogger Lila Magritte Dice...

Gracias,mi querido amigo.

lunes, octubre 26, 2009 1:24:00 p. m.  

Publicar un comentario

<< Home