Animal cautivo

Hay que asumir que se es un animal, cautivo, entre los límites poco claros del espacio cibernético, universal, dudosamente real. Soy un animal... sólo tengo esa certeza y no me queda otra alternativa que escribir poesía para humanizarme. Tal vez debo decir solamente Escribir. Sé que no es la mejor manera para instalarse en un blog dispuesta a cazar espíritus. Pero tengo un hambre de pasión metafísica que convierte en Dios todo lo que toco.

jueves, febrero 02, 2006

PERO EN SERIO ¿VALIÓ LA PENA?












("Lira", A. Mucha)

PERO EN SERIO ¿VALIÓ LA PENA?

(Marco Antonio Campos, México)

Ya no podríamos escribir como en esa época, en los años oscuros
cando creíamos que el numen podría pertenecernos,
cuando era fácil creer que se haría la Gran Obra,
el poema de gran hálito con la música y el significado
que nos darían los dioses (cómo no creerlo),
que la poesía y el ángel, la figura y la forma serían para nosotros.
Pero al mirar lo que escribíamos a lo largo de los años
se hacía conciencia de que las alas de los pájaros no,
definitivamente no, no aleteaban con un ritmo propio,
que en efecto y así y claro no podíamos decir exactamente
lo que queríamos decir, que en poesía, salvo un ramo
de poetas cada siglo, los demás debemos resignarnos
para ser los lacayos que conducen el carro de los grandes,
y sin embargo, y sin embargo aseguro que al menos la Poesía
me dio otras cosas: una manera de mirar la mirada de los pájaros migratorios,
de armar desde el sueño imágenes de la pintura y del cine,
de apreciar más a fondo la ligereza y la dulzura corporal en las mujeres,
de admirar en las tardes y las noches las hileras de los mástiles
en los puertos, la higuera y el olivo
en medio del huerto en la noche azul de Jesucristo azul,
porque el reino de Dios no estaba cerca, sino en nosotros mismos.
Pero en serio, es una pregunta en serio para uno mismo o para cualquier poeta
a cierta altura de su edad: ¿valió la pena el sacrificio, valió la pena abandonar
la apuesta de la acción para entregarle la vida a la inutilidad de la poesía?

6 Voces dicen:

Blogger Lila Magritte Dice...

Sí, Marco Antonio, valió la pena. Y aunque hubieses querido huir no habría resultado. La Poesìa es un compromiso de por vida.
Y es para mí un orgullo conocerte.

jueves, febrero 02, 2006 10:11:00 p. m.  
Blogger Rodrigo Dice...

Asi no más es...y parafraseo..la palabra menos temida, da más vida...

cuánta letra en texto y en voz nos alejaron de la muerte, cuanta también nos ha calado como la muerte misma?...pero así es la vida...y siempre vale la pena...

cariños

viernes, febrero 03, 2006 1:24:00 a. m.  
Blogger crisálida3 Dice...

Qué poema tan maravilloso.Me dejó pensativa...sí ,vale la pena .
Felicitaciones por tu creación

viernes, febrero 03, 2006 2:45:00 a. m.  
Blogger L Dice...

Hermoso poema, yo creo que sí vale la pena. A veces se me da por pensar que la escritura y la poesía están entre la vida y la muerte y son esas palabras e imágenes las que nos mantienen como un hilo pendiente entre las dos.

domingo, febrero 05, 2006 1:31:00 p. m.  
Blogger mixtu Dice...

si valeu a pena, a eterna poesia...

lila.. felicidad in mi post...

domingo, febrero 05, 2006 3:24:00 p. m.  
Blogger yole Dice...

Siempre vale la pena
"escuchar" el canto
de una sirena...
Por eso vine.
Un beso

lunes, febrero 06, 2006 9:08:00 a. m.  

Publicar un comentario

<< Home